Marketing político: fidelización de electores

ULTIMAS NOTICIAS
marketing politico fidelizacion electores

Tue May 26

Autor: Redacción

El voto, como máxima expresión de la democracia, puede ser tratado en los terrenos del marketing como la moneda con la que los electores pagan con su asentimiento a quienes se promueven como candidatos para representarlos, por lo que se trata de un importante valor a considerar tanto si se gana como si se pierde en el proceso.

Siguiendo de esto, dentro del ámbito político, en donde nos encontramos con diversos actores y relaciones entre ellos –candidatos, partidos, organizaciones sindicales y gremios laborales, gobernantes, funcionarios y, por supuesto, los electores—, resulta indispensable tener una amplia visión que trascienda la campaña electoral y se enfoque en la fidelización de los votantes no a corto, sino a largo plazo.

Así pues, tenemos al marketing político como una estrategia que va más allá de los fines del convencimiento electoral, el cual se da por terminado tras el conteo de votos y no dan seguimiento al significado que tiene la decisión del electorado en las urnas, salvo por el resultado.

 

DEL VOTO A LA FIDELIZACIÓN POLÍTICA

 

Aunque marketing electoral y político utilizan herramientas muy parecidas, éste último procura no sólo ganar la simpatía de los votantes durante los comicios, sino mantenerla luego de que esta etapa haya pasado e incluso ganarse la confianza de quienes no ejercieron su voto o eligieron a otro candidato.

Para esto, es preciso definir planes específicos para contar con una buena reputación e influencia y continuar con una carrera política exitosa. Algunas de las acciones clave en este sentido son:

1. Hacer un análisis de la población electoral

Es imprescindible hacer una investigación efectiva para determinar tres segmentos fundamentales de votantes: simpatizantes, detractores y fluctuantes.

Estas tres facciones se corresponden, por decirlo de algún modo, con los promotores, detractores y pasivos del análisis NPS, y para cada uno de estos grupos existen estrategias de acercamiento y comunicación que permiten ir encaminando a los negativos en los positivos.

Como pauta general, el sector en el que se debe incidir con mayor fuerza es el de los fluctuantes, que son quienes aún no han decido hacia qué partido o candidato inclinar su decisión.

2. Tener una buena estrategia de comunicación

Elegir los canales de comunicación más adecuados para llegar a cada sector de la población (internet, radio, televisión, mítines) es muy importante, tanto como proyectar confianza, autenticidad, empatía y, sobre todo, mensajes claros, concisos y entendibles a todos los niveles.

Quizás te interese leer: EL PAPEL DE LAS REDES SOCIALES EN EL MARKETING POLÍTICO

3. Cumplir con las promesas de campaña y explicar efectos

Durante los comicios es común que se hagan promesas difíciles de alcanzar o que significarán un sacrificio de la población para poder lograrlas, lo cual históricamente ha generado molestia. Por ello, lo mejor es ser claro en el discurso que se maneje en campaña y cuando se haya llegado al poder, ser congruente.

Esto no significa que no pueda haber incompatibilidades, sino que se debe tener en mente que ante imprevistos o adversidades para dar cumplimiento a lo dicho en tiempo de elecciones, es preciso trabajar nuevamente en un discurso que explique los inconvenientes y que pueda aminorar el descontento de los votantes para no perder su confianza.

Con más de cuatro sexenios dedicados a la elaboración de estrategias de marketing político, en NODO® Empresa de Investigación de Mercados contamos con la experiencia y conocimiento que toda figura política o partido necesita para ganar la fidelidad de sus votantes y hacerse de más adeptos. Te invitamos a ponerte en contacto con nosotros y conocer las metodologías únicas y patentadas que tenemos para llevarte a la cima.